BATTY

Batty Elite Commodore 64 ZX Spectrum Amstrad CPC Xtreme Retro Pixel Art

El éxito de Arkanoid en los arcades espabiló a las compañías de software doméstico, que se lanzaron a clonar el clásico de Taito con desiguales resultados.

El experimento más afortunado resultó ser el popularísimo Batty, editado por Elite para ZX Spectrum, Amstrad CPC y Commodore 64.

Batty Elite Commodore 64 ZX Spectrum Amstrad CPC Xtreme Retro 1

Su origen es curioso: como parte de la recopilación de Elite 6-Pak Vol. 2 y de regalo en cinta de la revista Your Sinclair.

Apareció en el sello de serie medias Encore.

El juego copia con desvergüenza todas las constantes de Arkanoid: desde los enemigos que se ponen en la trayectoria de la pelota y que aquí llegan a disparar bombas al jugador, a los power-ups, muy similares a los de su modelo.

La gran novedad, sin embargo, lo que dio a Batty un toque distintivo fue la posibilidad de partidas para dos jugadores simultáneamente, compartiendo una sola bola.

Una mezcla muy intuitiva de cooperación y competición, ya que las raquetas no pueden entrar en la mitad de la pantalla que no les corresponde.

Otra novedad del juego son artefactos gravitatorios presentes en niveles avanzados que cambian la trayectoria de la bola cuando esta se acerca.

Batty Elite Commodore 64 ZX Spectrum Amstrad CPC Xtreme Retro 2

El resultado del batiburrillo es un clásico del software doméstico de la época que supo aprovechar con inteligencia el momento en el que se demandaban machacaladrillos, pero los port oficiales de Arkanoid no habían llegado.

No muy elegante, pero efectivo.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Xtremeretro

About Xtremeretro

X.R. se nutre de juegos sobradamente conocidos, pero también de algunos considerados malditos por las habituales asociaciones de bienpensantes, y otros tantos injustamente olvidados. Rebuscamos en el fondo de nuestros archivos para traer aquellos títulos que todo el mundo debería probar, junto a las historias que se cuentan entre susurros en la industria del ocio electrónico. Pasad, pasad... bajo vuestra propia responsabilidad.