BODY HARVEST

Había una vez un juego en que todo el equipo de DMA Design quería trabajar, y no era Grand Theft Auto.

Body Harvest, un juego de disparos y ciencia ficción no lineal para adultos, fue desarrollado y previsto como un potencial producto para N64, lo que por aquel entonces fue un considerable honor.

El título está ambientado en un futuro de pesadilla, donde el jugador debe controlar a un supersoldado enviado al pasado para frustrar una serie de invasiones de insectos devoradores de hombres, que han destruido a la humanidad.

El argumento se desarrolla a lo largo de un centenar de años, y tiene lugar en más de cinco países.

Mediante un sistema jerárquico, los alienígenas presentan diferentes roles que los jugadores deberán aprender con el objetivo de neutralizar el ataque, mientras los invasores siguen el rastro de sus propios intereses.

Aunque cada nivel ofrece una serie de dificultades y objetivos, su estructura esencialmente no lineal permite la exploración y la experimentación.

El carácter abierto del juego se ve incrementado por la inclusión de varios vehículos que pueden ser conducidos libremente, y el jugador puede incluso disparar o atropellar a seres humanos.

Y el hecho de que se puedan escoger misiones secundarias conversando con los lugareños añade un factor altamente adictivo.

Lamentablemente, su lentitud en la reproducción de imágenes, la escasa distancia de visión y los frecuentes errores gráficos velaron la vertiente revolucionaria que Body Harvest realmente tenía.

Cuando Nintendo ignoró el encanto que se escondía bajo la indiscriminada destrucción del juego, y prefirió no comercializarlo, otros decidieron hacerlo para un público dividido, pese a unas críticas que alababan su originalidad.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Xtremeretro

About Xtremeretro

X.R. se nutre de juegos sobradamente conocidos, pero también de algunos considerados malditos por las habituales asociaciones de bienpensantes, y otros tantos injustamente olvidados. Rebuscamos en el fondo de nuestros archivos para traer aquellos títulos que todo el mundo debería probar, junto a las historias que se cuentan entre susurros en la industria del ocio electrónico. Pasad, pasad... bajo vuestra propia responsabilidad.