CIENTÍFICOS DEL ZOO DE LONDRES CONSIGUEN APAREAR A DOS AFICIONADOS A LOS VIDEOJUEGOS

Frikis Pixel Art Xtreme Retro

Tras el oso panda, el consumidor habitual de videojuegos es una de las especies con más dificultades a la hora de procrear“, afirman.

Entre las diferentes causas de la baja natalidad en una especie pueden encontrarse fenómenos externos: pérdida de hábitat, extinción de las hembras; o internos: escucha excesiva de discos de George Michael, pérdida de fertilidad por culpa de la contaminación, amigos argentinos o italianos…

Todas ellas pueden llevar una especie al borde de la extinción.

Si a todas esas causas, añadimos que te gusta jugar a géneros tan diversos como el RPG o FPS y hacer bromas sobre la pasada rivalidad entre Sega y Nintendo, tu especie está definitivamente condenada a pajearse hasta desaparecer.

Ante tal catastrófico futuro, los consumidores habituales de videojuegos – especialmente si se cuentan entre los lectores compulsivos de Xtreme Retro – fueron declarados especie en peligro de “no procreación” por diferentes entidades como Naciones Unidas, la WWF – los del panda en el logo, no los de pressing-catch – y Greenpeace.

Además, se destinaron fondos a diferentes programas de reproducción para aficionados a la cultura Retro, como Fuck-a-geek, Sex4N00bs y No Más Pajas.

Pero al fin, esta concienciación global ha dado sus frutos.

La pasada semana, científicos londinenses – acostumbrados a tratar con los bichos más raros que hay sobre la Tierra – consiguieron que dos jugadores machos procrearan con hembras de su misma especie en cautividad.

Aunque la discusión sobre si la reproducción fue en cautividad o en libertad no tiene mucho sentido en este caso, considerando que su hábitat “exterior” es una habitación, un PC y un póster de Mega Drive – o Super Nintendo, en su defecto – en todo su esplendor.

Los jugadores encallecidos José Andrés Fernández y Santiago Gómez – en adelante sujetos A y B, a fin de preservar su intimidad – fueron lanzados a un grupo de mujeres.

Los sujetos A y B fueron inhibidos alcohólica y hormonalmente de sus deseos primarios de huir, tartamudear y hablar sobre PlayStation.

Además, como motivación, se les prometió un trofeo de platino por cada minuto que pasaran socializando.

El resultado, A y B consiguieron “pillar cacho”.

Este hito en la historia reproductiva abre una nueva línea de investigación para la procreación de especies difíciles como el halcón peregrino, la nutria, el “chico-simpatico-pero-no-me-fio-porque-tiene-cuarenta-y-no-se-le-conoce-novia” y los publicistas que follan intentando no tomar cocaína.

Después de A y B, nada es imposible: si ellos pueden “mojar”, todos podemos.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Xtremeretro

About Xtremeretro

X.R. se nutre de juegos sobradamente conocidos, pero también de algunos considerados malditos por las habituales asociaciones de bienpensantes, y otros tantos injustamente olvidados. Rebuscamos en el fondo de nuestros archivos para traer aquellos títulos que todo el mundo debería probar, junto a las historias que se cuentan entre susurros en la industria del ocio electrónico. Pasad, pasad... bajo vuestra propia responsabilidad.