CREENCIAS POPULARES DEL MUNDO DE LOS VIDEOJUEGOS PARTE 3

Continuamos con este reportaje que nos traemos entre manos invitando a los lectores a cuestionarse algunos de los poderosos argumentos que han cobrado protagonismo y ganado peso en la industria de los videojuegos, defendidos con tanta pasión como vehemencia, o bien rechazados de forma tajante.

LOS SPRITES TIENEN MÁS ENCANTO QUE LOS POLÍGONOS

Era inevitable que dentro de este sector al que tanto cariño le profesamos surgieran colectivos que se posicionaran de forma más o menos radical en dos extremos opuestos.

Los ejemplos están a la orden del día, ¿PlayStation 3 o XBOX 360?, ¿FIFA o Pro Evolution?, ¿SEGA o Nintendo?, ¿MSX o Spectrum?…

Como veis, ni las consolas, juegos o compañías están exentas de un buen numero de detractores o bien de fervientes seguidores que las ensalzan con mayor o menor acierto.

El peculiar mundo de lo retro no es ajeno a esta tendencia en absoluto, y cuenta con el apoyo incondicional de una gran parte de los aficionados al medio.

Este colectivo de usuarios dispone además de un cierto numero de personas que defienden lo retro con fervor por encima de cualquier otro juego moderno, rechazando de forma tajante las virtudes que pudieran tener estos.

Se da entonces una situación con ciertas similitudes a la que ya vimos reflejada entre los snobs que se saben cultos y consideran su labor intocable, como si de la máxima expresión artística se tratase.

Los ejemplos son muchos y variados, pues van desde pintores, escritores, cineastas, músicos, y un larguísimo etcétera, que por alguna razón no parecen dispuestos a equiparar los videojuegos a lo que ellos consideran que debería ser llamado arte, dejando entrever que los juegos electrónicos pertenecen a otra categoría ajena a cualquier forma de expresión artística.

Si bien este apartado ya fue tratado en el artículo anterior.

Retomando el tema que nos ocupa, el debate que posiciona a unos y otros a favor o en contra de las 2D en detrimento de las 3D, es preciso reconocer que los juegos tridimensionales se popularizaron en el momento en que las 2D se habían perfeccionado hasta límites insospechados, permitiendo recrear unos mundos pixelados dignos de toda loa y alabanza.

Obviamente, por aquel entonces el de las 3D era un modelo poco explotado y menos depurado aun, provocando con facilidad las críticas de todos aquellos devotos de las 2D que veían peligrar su privilegiada posición frente a unos juegos cuya calidad era cuestionable.

Sin embargo, ni los que defienden el uso de las 2D ni aquellos que han sucumbido a los encantos de las 3D están en plena posesión de la verdad.

A día de hoy los resultados obtenidos con los juegos tridimensionales rivalizan incluso con el mundo real, si es que tal cosa fuera posible, y es de suponer que esta tendencia seguirá al alza.

Por contra, las 2D parecen haber quedado reservadas para las consolas portátiles, salvo honrosas excepciones.

En cualquier caso, es preciso otorgarles la razón a ambos bandos, pues las posibilidades que atesoran los mundos tridimensionales serían del todo imposibles en los juegos que basan su atractivo en el avance de scroll lateral y, del mismo modo, los sprites están viviendo una segunda y merecida juventud gracias a la difusión de la alta definición.

LOS VIDEOJUEGOS AFECTAN A LA CONDUCTA DE SUS USUARIOS

No deja de sorprender que en la sociedad actual donde los videojuegos se han convertido en algo tan cotidiano, determinados grupos de personas sigan insistiendo en relacionar al medio con el mismísimo demonio.

Sobra decir que existen estudios de diversa índole, ya sean psicológicos, sociológicos, humanísticos, analíticos e incluso psiquiátricos que niegan de forma categórica que el uso de los videojuegos modifique las pautas de actuación de los individuos.

Es más, existen otros tantos estudios que han demostrado los beneficios derivados de su uso.

Para que nos entendamos, a grandes rasgos esto se traduce en que los aficionados a los videojuegos siguen estando plenamente capacitados para discernir entre lo real y la ficción.

Este detalle, que a priori podría parecer una obviedad, no lo es tanto para algunos colectivos que deberían tener en consideración que las personas que actúan al margen de la sociedad lo hacen sin tener presentes sus aficiones, ya sea jugar con videojuegos o al mus, por poner tan solo un ejemplo.

El problema viene cuando se descubre que uno de estos individuos marginales ha hecho uso del Final Fantasy, o en algún momento de su vida tuvo contacto con cualquier máquina electrónica.

Entonces la tragedia ya está servida.

LA LLAMADA PRENSA SERIA ARREMETE CONTRA LOS VIDEOJUEGOS POR INTERESES QUE NO SIEMPRE SALEN A RELUCIR

Existen ciertas conspiraciones que aseguran que detrás de los continuos ataques vertidos sobre los videojuegos se esconden otra clase de intereses ocultos.

Concretamente los intereses de las empresas jugueteras, que ejercen cierta presión para que los medios critiquen sin tapujos a este sector.

Las razones son más que evidentes, pues han visto como las consolas de juegos y ordenadores han sustituido en gran medida a los muñecos y juegos de mesa.

Detrás de esta creencia infundada no obstante se ocultan unas pautas de conducta deplorables, en la que los responsables de la educación de los infantes, ya sean padres, profesores e incluso políticos, han encontrado en los videojuegos la excusa ideal para exculparse de sus propios fracasos.

Además, la alarma social que suscitan este tipo de acusaciones siempre se deriva en un mayor numero de espectadores, lectores, u oyentes, logrando así cosechar grandes dosis de audiencia donde predicar sus intereses, cualesquiera que sean.

De modo que no resulta descabellado en absoluto otorgarles la razón a aquellos que aseguran que los medios critican a los videojuegos bajo presión, pues basta con volver la mirada hacia los responsables de los numerosos medios de comunicación y a todos aquellos que pretenden lavarse las manos sobre los posibles errores cometidos en la educación de los más jóvenes para darse cuenta de ello.

Y dicho sea de paso, que los menores (y no tan menores) a los que se alude de forma directa en este asunto no tienen ni voz ni voto.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Xtremeretro

About Xtremeretro

X.R. se nutre de juegos sobradamente conocidos, pero también de algunos considerados malditos por las habituales asociaciones de bienpensantes, y otros tantos injustamente olvidados. Rebuscamos en el fondo de nuestros archivos para traer aquellos títulos que todo el mundo debería probar, junto a las historias que se cuentan entre susurros en la industria del ocio electrónico. Pasad, pasad... bajo vuestra propia responsabilidad.