DESCUBRIENDO AL FUTURO PRESIDENTE DE LOS EEUU

adolf-hitler-pixel-art-xtreme-retro

La mayoría de los demócratas, y muchos otros republicanos, todavía están atónitos ante la victoria de Trump.

Si un tipo con pinta de salir a rastras de un pub irlandés puede llegar a presidente de los Estados Unidos, es que estábamos planificando mal la estrategia electoral desde el principio.

Hay que ir más allá”, comentan los analistas.

Así, en esta espiral sin fin hacia la complacencia del redneck y WASP de turno, el Partido Republicano ha decidido jugar fuerte.

Trump ya ha tenido su momento de gloria, pero de aquí cuatro años será la hora de X-HTLR-88, un androide antropomorfo inspirado el legendario Wolfenstein 3D con la cara del líder nacionalsocialista.

adolf-hitler-robot-wolfenstein-3d-xtreme-retro

X-HTLR-88 ha sido diseñado para ganar.

Ideales demagógicos, armas de asalto incrustadas en su exoesqueleto – ¡intenta arrancar estas, Obama! -, discurso racista y una memória limitadísima de 512MB.

Quizá falla un poco el pelo, que es demasiado lacio, pero su grito sónico ¡NOT ON MY WATCH! hará las delicias entre los votantes

Por su parte, el Partido Demócrata sigue en shock.

Hillary ha desaparecido y Bernie Sanders entró en estado catatónico tras conocer la noticia del androide y se teme por su vida.

Bueno, su familiares temen por su vida; el resto del partido espera que la espiche para así crear su propio Robocop demócrata.

Esperemos que pasen pronto los cuatro años de Trump, porque lo que nos espera será digno de ver… ¡ríete de Pacific Rim! – en serio, ríete, porque la “peli” era malísima -.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Xtremeretro

About Xtremeretro

X.R. se nutre de juegos sobradamente conocidos, pero también de algunos considerados malditos por las habituales asociaciones de bienpensantes, y otros tantos injustamente olvidados. Rebuscamos en el fondo de nuestros archivos para traer aquellos títulos que todo el mundo debería probar, junto a las historias que se cuentan entre susurros en la industria del ocio electrónico. Pasad, pasad... bajo vuestra propia responsabilidad.