EL ESPÍA QUE ME PLAGIÓ

Además del protagonista y algunos jefes, Sly Spy tenía otros puntos en común con la franquicia Bond

COMO UN COHETE

Al final de Moonraker, Bond y Goodhead se ven atrapados bajo la plataforma de lanzamiento de una de las lanzaderas espaciales de Drax.

La pareja escapa gracias a uno de los gadgets de Bond, y años más tarde el suceso inspiraría el escenario de la última fase de Sly Spy.

PASEO EN JET PACK

Algunos de los enemigos nos sorprenden desde el aire gracias a los jet pack, un cacharro que incluso llegaremos a utilizar en el juego como lo hizo Bond en Operación Trueno.

Por cierto, siempre nos preguntamos cómo lograba guardarlo en el maletero del Aston Martin.

UNA POSE FAMILIAR

Mucha de la imaginería de Sly Spy está sacada de 007: Alta Tensión, la última “peli” de Bond estrenada antes de la creación del juego – Licencia para Matar se estrenó aquel mismo 1.989 -.

Esto se aprecia sobre todo en la pantalla de récords, que “fusila” al póster del filme.

COCHE DE EMPRESA

Aunque todo el mundo recuerda a Wet Nellie, el delirante Lotus sumergible de Moonraker, el equipo de diseño de Sly Spy prefirió decantarse por otro de los coches que condujo Roger Moore, concretamente el Lotus Esprit Turbo de Sólo para sus ojos.

Nada de recurrir a un utilitario.

CAER CON ESTILO

Moonraker enfrentó a Bond con Tiburón en plena caída libre, en una de las secuencias más espectaculares e icónicas de la franquicia del agente 007.

El protagonista de Sly Spy quiso ser aún más chulo, y antes de abrir el paracaídas se dedicó a matar sicarios a tiro limpio.

DUELO SUBMARINO

Operación Trueno es recordada por la batalla submarina entre las tropas de SPECTRA y los buzos de la guardia costera de EE.UU.

En Sly Spy también nos dedicábamos a defenestrar sicarios mediante arponazos, e incluso podíamos usar un scooter submarino para impulsarnos.

RAPPEL SORPRESA

En Sólo se vive dos veces, los ninjas del servicio secreto japonés – el mejor cuerpo de la historia – descendían sobre el volcán de Blofeld haciendo rappel.

En Sly Spy eran los villanos quienes lo hacían, en la primera fase, ante la atenta mirada de la estatua de Lincoln.

EL PRIMO DE TIBURÓN

La versión “marca blanca” de Richard Kiel te quitará la pistola a la primera, así que tendrás que utilizar la patada aérea sobre su fornido pecho, mientras esquivas los puñetazos que suelta cada vez que salta.

ODDJOB DE SALDO

Aunque se parece más a Karnov – otra célebre creación de Data East – que al guardaespaldas de Goldfinger, este “Oddjob” también es especialista en lanzar el sombrero, que tiene un alcance limitado.

Basta con ponerte lejos y disparar.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Xtremeretro

About Xtremeretro

X.R. se nutre de juegos sobradamente conocidos, pero también de algunos considerados malditos por las habituales asociaciones de bienpensantes, y otros tantos injustamente olvidados. Rebuscamos en el fondo de nuestros archivos para traer aquellos títulos que todo el mundo debería probar, junto a las historias que se cuentan entre susurros en la industria del ocio electrónico. Pasad, pasad... bajo vuestra propia responsabilidad.