ESE MALDITO HYPE

Hype Pixel Art Xtreme Retro

Los hypes empapan casi todas las secciones de la prensa especializada.

Ni siquiera nosotros, que intentamos abusar lo menos posible de expresiones demasiado extendidas en el sector como “el juego definitivo de…” o “te cambiará la vida y te hará irresistiblemente sexy”, podemos escapar de la sombra del hype.

Ahí tenemos numerosos artículos sobre juegos arcaicos, sin ir más lejos, construidos sobre impresiones subjetivas que luego, invariablemente, no son ni la mitad de buenos de lo que muchos recordaban durante los años de su juventud.

Pero de un tiempo a esta parte venimos viviendo una racha ridículamente alta de contra-hypes; es decir, juegos cuyo bombardeo publicitario es tan alto que luego la decepción resulta inevitable.

Sirvan a modo de ejemplo algunos clásicos modernos como Heavenly Sword, un excelente título que, sin embargo, era imposible que estuviera a la altura de las expectativas creadas.

Nuestra opinión sobre Blue Dragon fue muy positiva, pero nos consta que pocos fans de los RPG – incluyendo a miembros ocasionales de esta redacción – están de acuerdo con ella.

Quizás sólo Bioshock estuvo durante la pasada generación, aún agonizante, a la altura de su hype.

Y dentro de la oleada del contra-hype tenemos al sector de pajilleros protestones que lloran desde su blog porque, en un vídeo filtrado de cualquier conferencia, tal o cual lanzamiento no parece tan espectacular, o los gráficos de aquel otro no están a la altura de la next-gen.

Apreciaciones parciales en cualquier caso, y que reducen la primera impresión de un juego a un vistazo rápido o algunas capturas borrosas.

Por eso, a todos ellos les quisiéramos recordar, desde nuestra humilde posición, que la next-gen no es sólo brillantez gráfica inmediata.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Xtremeretro

About Xtremeretro

X.R. se nutre de juegos sobradamente conocidos, pero también de algunos considerados malditos por las habituales asociaciones de bienpensantes, y otros tantos injustamente olvidados.
Rebuscamos en el fondo de nuestros archivos para traer aquellos títulos que todo el mundo debería probar, junto a las historias que se cuentan entre susurros en la industria del ocio electrónico.
Pasad, pasad… bajo vuestra propia responsabilidad.