HALF-LIFE

En el mundo del bíceps y los cortes de pelo militares típicos del género, uno de sus mayores héroes es un escuálido médico de apenas veintiséis años, llamado Gordon Freeman.

Freeman es un científico, no un soldado, y así es como el juego presenta su mundo: de forma calmada y analítica.

En la profundidad de las instalaciones de investigación de Black Mesa, algo ha salido mal, provocando una cadena de consecuencias que romperán los límites entre nuestro mundo y una realidad más espeluznante.

Mientras el resto del personal cae presa del pánico, se esconde o muere como consecuencia de sus heridas, Freeman se arma, dispuesto a abrirse camino hasta la superficie.

Y lo conseguirá a base de tiroteos contra una cohorte de asaltadores de cabezas, percebes y otras criaturas alienígenas, navegando a través de un recorrido lleno de obstáculos.

Dicho lo cual, Half-Life posee una gran solidez, y su principal virtud radica en su estilo.

Desde las sorpresas que esperan a Freeman en su viaje a la superficie hasta el clímax final, no hay que perderse la oportunidad de contemplar Black Mesa, la incubadora donde se forjó la leyenda.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Xtremeretro

About Xtremeretro

X.R. se nutre de juegos sobradamente conocidos, pero también de algunos considerados malditos por las habituales asociaciones de bienpensantes, y otros tantos injustamente olvidados.
Rebuscamos en el fondo de nuestros archivos para traer aquellos títulos que todo el mundo debería probar, junto a las historias que se cuentan entre susurros en la industria del ocio electrónico.
Pasad, pasad… bajo vuestra propia responsabilidad.