LAS CONSTANTES DE LOS VIDEOJUEGOS

Sonic the Hedgehog 2 Sonic Team Sega Genesis Mega Drive Master System Game Gear Pixel Art Xtreme Retro

Otra diferencia fundamental entre el cine y los videojuegos radica en el grado de tolerancia hacia la repetición de esquemas.

Piensen en casos como el de Robocop 2, Los Cazafantasmas 2 o Aterriza como Puedas 2; incluso casos de similares largometrajes, cuya discutida propuesta era ofrecer una versión amplificada de las mismas exactas virtudes que sus precedentes, en el orden equivalente y con idéntica conclusión.

La respuesta a esas películas siempre acaba siendo un rechazo argumentado en la mayoría de los casos.

¿Qué diferencia, por otro lado, un GT de un GT2, los FIFA o continuos Zelda?.

Los consumidores aplauden con igual entusiasmo los superficiales cambios de una entrega respecto a la otra como el mantenimiento de las constantes.

Porque en los videojuegos, al flujo de un episodio hacia el próximo de una misma serie, se le llama crecimiento.

¿Se imaginan que a films como Viernes 13 se les juzgase como si Jason y sus circunstancias estuviesen creciendo en alguna dirección?.

Esta reflexión da para dos conclusiones apocalípticas: la de que los cinéfilos son unos hipócritas por pedir algo distinto en cada ocasión, o la de que los jugadores son unos completos gilipollas por conformarse siempre con lo mismo.

Voy a recurrir a una explicación prosaica y de una lógica gris e inmediata: acabarse cualquier título suele conllevar cinco o seis veces más tiempo que ver una película, lo que invalida la posibilidad de volver a disfrutarlo en mucho tiempo.

En ese sentido, las secuelas funcionan como un retorno disfrazado de evolución.

Como esas parejas que, para reavivar la llama, se intercambian la ropa interior.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Xtremeretro

About Xtremeretro

X.R. se nutre de juegos sobradamente conocidos, pero también de algunos considerados malditos por las habituales asociaciones de bienpensantes, y otros tantos injustamente olvidados. Rebuscamos en el fondo de nuestros archivos para traer aquellos títulos que todo el mundo debería probar, junto a las historias que se cuentan entre susurros en la industria del ocio electrónico. Pasad, pasad... bajo vuestra propia responsabilidad.