LOS ORIGENES DE LEGEND OF ZELDA

Shigeru Miyamoto es de forma oficial el primer profesional del mundo de los videojuegos que consiguió hacerse famoso en Japón, y quizá la persona más influyente del medio en la actualidad.

Si bien, como tantos otros desarrolladores que han logrado alcanzar la fama programando videojuegos, su paso por el medio se debe más a la casualidad que a una decisión plenamente meditada.
El padre del joven Miyamoto resultó ser amigo intimo de Hirishi Yamauchi, que como todos los aficionados a Old School Generation bien saben, no era otro que el presidente de Nintendo.
Era cuestión de tiempo que Yamauchi y Miyamoto entablaran conversación, y tras una entrevista formal, Miyamoto no consiguió captar la atención de su anfitrión con algunas de sus invenciones, hechas en gran medida con perchas y objetos de similar factura.
Sin embargo, si logró captar el interés de Yamauchi con sus dotes para el dibujo, por lo que finalmente entró en la empresa como director artístico, con el cometido de dibujar las carátulas para los juegos, desarrollar personajes, y las más diversas actividades relacionadas con el dibujo.
Sus inicios como programador dan comienzo en el lejano año 1977, cuando tras interesarse e implicarse en el proceso de desarrollo de los videojuegos, tuvo la oportunidad de su vida cuando le ofrecieron que creara su propio juego, que resultó ser aquel mítico Donkey Kong, que tan buen resultado le dio a Nintendo en los salones recreativos de la época, y le permitió hacerse un cómodo hueco en el mundo del videojuego, del que no disponían con anterioridad a este juego que tan hondo caló entre los jugadores, y que contó con diversas adaptaciones a consola.
Para la creación de algunos de sus grandes éxitos que siguieron a éste juego, Miyamoto se inspiró en los recuerdos de su más tierna infancia, como él mismo reconoce, basados en su experiencia con el mundo campestre que recordaba de su niñez, años en los que pasaba gran parte de sus ratos libres explorando las afueras de la ciudad, paseando por los montes vírgenes que aun quedaban en su ciudad, y bañándose en riachuelos.
En una de sus investigaciones rutinarias, descubrió una vasta cueva, donde tras mucho meditarlo, reunió a un pequeño grupo de compañeros exploradores, y con rudimentarias linternas hechas de madera que él mismo había construido, decidieron adentrarse con la esperanza de hallar alguna clase de monstruo o tesoro oculto, a buen resguardo de las atentas miradas de los inquisitivos caminantes.
De esta pequeña aventura en la que se vio obligado a adentrarse en en mundo lúgubre armado con tan solo una pequeña linterna, surgió la idea que le llevó a crear la que quizá es la saga más prestigiosa del mundo de los videojuegos, que no es otra que Legend of Zelda, en las que el protagonista se ve obligado a adentrarse en solitario en las más peligrosas mazmorras, haciendo acopio de todo el valor del que es posible (no en vano, el poder que le ha sido concedido no es otro que el del valor, mientras que su enemigo por naturaleza, Ganon, cuenta con el del poder, y Zelda con la sabiduría, las tres partes que forman el triángulo de la trifuerza).
Cuando el año 1987 salio a la luz el primer juego de la franquicia, existían dudas sobre su éxito, por tratarse de un juego con múltiples textos, que diferían de todos los títulos lanzados hasta la fecha, donde primaban los saltos y la habilidad de los jugadores.
Sin embargo, la compañía decidió editarlo, en un lujoso cartucho dorado que incluía una batería de diez años de duración para guardar partidas, y un completo mapa de la tierra de Hyrule, donde transcurría la aventura.
El nombre de Zelda tampoco fue casual, pues se trataba de una celebridad de la época, cuyo nombre a Miyamoto le transmitía buenas vibraciones, cargadas de alteza e incluso, atendiendo a sus propias palabras, “le sonaba importante“; por lo que decidió aplicarlo a su nueva aventura.
El resultado no se hizo esperar, The Legend of Zelda se convirtió por derecho propio en el juego más vendido del año, y en una de las franquicias más queridas y valoradas por la comunidad de jugadores, capaz de vender consolas por sí mismo.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Xtremeretro

About Xtremeretro

X.R. se nutre de juegos sobradamente conocidos, pero también de algunos considerados malditos por las habituales asociaciones de bienpensantes, y otros tantos injustamente olvidados. Rebuscamos en el fondo de nuestros archivos para traer aquellos títulos que todo el mundo debería probar, junto a las historias que se cuentan entre susurros en la industria del ocio electrónico. Pasad, pasad... bajo vuestra propia responsabilidad.