MOHAWK & HEADPHONE JACK

Son muchos los títulos raros que han pasado por esta página, aunque después de haber jugado con Mohawk & Headphone Jack, estamos seguros de que muy poco o nada podrá superar tal desbarajuste de gráficos y jugabilidad.

Dicho lo cual, el modo 7 fue, a priori, uno de los atractivos de Super Nintendo cuando ésta fue lanzada al mercado, y con el paso del tiempo, muchos han sido los juegos que han hecho uso de las grandes ventajas de este modo gráfico.

El caso es que cuando los 32 bits copaban la mayor parte del mercado, alguien decidió explotar hasta el límite el tan traído y llevado modo 7.

Lástima que los resultados no hayan sido los esperados.

El porqué Mohawk & Headphone Jack resulta tan poco jugable tiene una clara explicación: el modo 7, que cuando se utiliza sin control, tan sólo transmite sensaciones mareantes al usuario, incapaz de asimilar tal cantidad de variaciones en el punto de vista.

Mohark & Headphone Jack es un clásico juego de plataformas en el que la pantalla gira conforme nuestro protagonista avanza.

Esto, que tampoco debería causar excesivos problemas, se ve acentuado cuando nuestro protagonista realiza determinados saltos, ya que en ese momento la pantalla comienza a girar sin control alguno, provocando la desorientación del jugador.

Sus inmensos mapeados, más que una ventaja, son un auténtico calvario para cualquier aficionado que ni siquiera la opción del mapa, también en mareante modo 7, podrá aliviar lo más mínimo.

El pecado de sus programadores no es otro que haber puesto más interés en demostrarnos su dominio del modo 7, que de intentar hacer un buen juego.

POWER-UPS

Nuestro personaje podrá recoger determinados power-ups con los que adoptar nuevas formas y habilidades.

ENEMIGOS

Las semejanzas entre los distintos enemigos finales de cada fase son más que casuales, lo que no dice mucho a favor de un juego que ya de por sí tiene demasiadas carencias.

MAPA

El mapa, como el resto del juego, también hace uso del mentado modo 7.

EN SÍNTESIS

En lo visual, las restricciones del modo 7 no han permitido la inclusión de scroll parallax o unos gráficos mucho más elaborados.

El apartado musical queda delimitado por unas melodías muy discotequeras que, en la mayor parte de las ocasiones, resultarán excesivamente repetitivas y un poco raras.

Y el resto de sonidos son demasiado simples, en cuya elaboración no parece haberse insistido mucho.

Por lo demás, pese a tratarse de un plataformas muy sencillo, el uso del modo 7 no provocará más que intensos dolores de cabeza.

En fin, la experiencia nos dice que cuando un programador llega a dominar determinadas técnicas, salirse de ellas le cuesta horrores.

Está claro que los desarrolladores de Black Pearl dominaban el modo 7 a la perfección, pero deberían haberse dado cuenta es que utilizar dicho modo gráfico no es suficiente para hacer buenos juegos.

PROS Y CONTRAS

A destacar algunos efectos gráficos, típicos de las demos, que aparecen en los menús.

Lamentablemente, además de no ser nada jugable, nos atormentará con fuertes dolores de cabeza.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Xtremeretro

About Xtremeretro

X.R. se nutre de juegos sobradamente conocidos, pero también de algunos considerados malditos por las habituales asociaciones de bienpensantes, y otros tantos injustamente olvidados. Rebuscamos en el fondo de nuestros archivos para traer aquellos títulos que todo el mundo debería probar, junto a las historias que se cuentan entre susurros en la industria del ocio electrónico. Pasad, pasad... bajo vuestra propia responsabilidad.