PRESENTANDO LA IGUGU GAMECORE

Si atendemos a los slogans publicitarios, esta debe tratarse de una de las consolas más potentes del panorama actual, cuyas virtudes la sitúan por encima de las consagradas PlayStation 3, XBOX 360, e incluso la exitosa Wii.

O al menos, así lo aseguran las más prestigiosas revistas especializadas y lo avalan los titulares más rotundos posibles.

El problema viene cuando nos damos cuenta de que este tipo de revistas a las que se alude de forma directa no existen, o bien resultan de dudosa procedencia.

Pese a que su carta de presentación se refiere a esta enigmática consola como el vínculo perdido entre el PC y los videojuegos, lo cierto es que pasa por tratarse de un mando poco convencional, en el que se ha integrado un teclado al que bien podríamos calificar de poco acertado en su diseño.

Un usuario con relativa experiencia tenderá a ser cuanto menos crítico con unas afirmaciones tan exaltadas, como las que aseguran una calidad técnica muy superior a las actuales consolas de sobremesa, y la reacción lógica pasará por documentarse y buscar al menos imágenes que le permitan contrastar estos hechos.

Y la imagen más impactante que ha podido verse hasta la fecha, se trata de una foto tomada del Call of Duty: World at War, cuya calidad habla por si misma, y resulta incapaz de competir en igualdad de condiciones con aquellas máquinas a las que pretenden desbancar.

En fin, que todo parece apuntar de que os podéis ir olvidando de aquellas falsas promesas que vaticinaban a esta Igugu Gamecore como un sistema que incluía sensores de movimiento, a imagen y semejanza de Wii, con un mando de similar factura al de XBOX 360, la capacidad gráfica de PlayStation 3, conexión a internet y un bien recibido y necesario teclado.

Otra vez será.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Xtremeretro

About Xtremeretro

X.R. se nutre de juegos sobradamente conocidos, pero también de algunos considerados malditos por las habituales asociaciones de bienpensantes, y otros tantos injustamente olvidados. Rebuscamos en el fondo de nuestros archivos para traer aquellos títulos que todo el mundo debería probar, junto a las historias que se cuentan entre susurros en la industria del ocio electrónico. Pasad, pasad... bajo vuestra propia responsabilidad.