RAMBO: FIRST BLOOD PART II

rambo-sylvester-stallone-first-blood-part-ii-pixel-art-xtreme-retro

Los años 80 fueron testigos de una tendencia que no se había dado hasta entonces, y que tampoco veríamos más allá de principios de la década siguiente.

El cine de acción, exagerado en ocasiones, se convertía en el rey del celuloide.

Actores tan carismáticos y de gatillo fácil como Chuck Norris o Arnold Schwarzenegger protagonizaron multitud de películas en las que sus enemigos morían en cantidad y calidad, aunque si hubo un intérprete que dio vida a un personaje que ha acabado siendo mítico, ese fue Sylvester Stallone.

John Rambo, el atormentado veterano de Vietnam, comenzaba su andadura en el cine en 1.982 con Acorralado, una gran película de moderada acción y casi cero escabechina.

Sin embargo, no dudó en pasarse al bando violento tres años más tarde, en un filme que transcurría en Vietnam y que presentaba altas dosis de patriotismo norteamericano.

Así, y dado que su primer asalto al cine tuvo una calidad inesperada y pilló al mundo del ocio electrónico demasiado joven como para sacar tajada de la licencia, fue con la segunda película con la que llegó el videojuego oficial: la versión para Spectrum lo hizo justo en la navidad de 1.985 – pocos meses después del estreno del filme en Europa -, mientras que las de Amstrad y Commodore aterrizaron ya en el año 1.986, al igual que la que recibiría SEGA en su Master System.

rambo-first-blood-part-ii-sega-master-system-1986-xtreme-retro-3

El resultado fue un juego de acción con perspectiva superior en el que nos abríamos paso a tiros, muy correcto y bastante corto, aunque hubo las lógicas diferencias entre las versiones: la que recibió el Commodore 64 tenía un scroll y una música notables, mientras que las de Spectrum y Amstrad eran más modestas.

rambo-first-blood-part-ii-ocean-commodore-64-c64-xtreme-retro-6

Eso sí, las comparaciones con Commando – la recreativa que Capcom “casualmente” estrenó al mismo tiempo que la película – son inevitables, y no nos equivocaríamos al decir que los desarrolladores de Rambo se inspiraron ampliamente en ese título.

De todos modos, y para incluir un desarrollo diferente al del avance hacia la parte superior de la pantalla, aquí debíamos cumplir misiones para rescatar a los prisioneros americanos, además de tener más libertad ya que podíamos movernos por el mapeado en varias direcciones.

En lo que respecta a la versión para Master System, no fue Ocean sino SEGA la encargada de su realización, recreando en ella un estilo mucho más directo y quizá demasiado similar al de Commando.

Técnicamente no cojeaba y se podía jugar a dobles, aunque al final resultaba incluso menos divertida que las otras versiones.

rambo-first-blood-part-ii-sega-master-system-1986-xtreme-retro-2

En esto influyó decisivamente el hecho de que el juego no había sido preparado con la película como fondo, sino que se trataba de un título que en Japón salió bajo el nombre de Ashura y que se adaptó como Rambo: First Blood Part II en los Estados Unidos, para aprovechar la licencia.

Como colofón al follón organizado, en Europa se publicó con el nombre de Secret Command, ya que la marca no se adquirió para ser usada en nuestro continente.

Estos detalles dejan claro la mala gestión de esta franquicia, aunque el juego no hubiera sido mucho mejor en otras circunstancias, dado el pobre resultado que en aquella época se obtenía de jugosas licencias cinematográficas que culminaban en títulos muy mediocres.

¿PERO ESTO QUÉ ES?

La segunda parte de Acorralado no sólo visitó los sistemas que acabamos de comentar, sino que también tuvo otras apariciones curiosas y una notable ausencia.

Esta última fue el salón recreativo, dado que el filme no contó con su adaptación a los arcades.

En cuanto a las versiones extrañas, fueron cuatro las que vimos en otras tantas máquinas: PC, MSX y MSX2 en 1.985, y NES dos años más tarde.

rambo-msx-pack-in-video-1985-xtreme-retro-3

La primera de ellas se quedó en una aventura conversacional, algo impropio por la temática.

En cambio, el juego para MSX era una mezcla – bastante pobre – de acción y rol, con un apartado técnico débil y escasa diversión.

Por su parte, la entrega vista en MSX2 – llamada Super Rambo Special – proponía algo semejante, pero estaba mejor acabada a nivel gráfico y tenía toques de infiltración.

305637-super-rambo-special-msx-screenshot-pick-up-these-flowers-for

Eso sí, el premio a lo más “nerd” se lo llevaba el título para NES, en el que Rambo se abría paso en la jungla acabando con soldados, arañas, serpientes y calaveras voladoras.

El remate lo ponía el final, donde nos encontrábamos con el traidor de Murdock y le disparábamos un kanji que le convertía en rana…

rambo-nes-famicom-funny-ending-xtreme-retro

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Xtremeretro

About Xtremeretro

X.R. se nutre de juegos sobradamente conocidos, pero también de algunos considerados malditos por las habituales asociaciones de bienpensantes, y otros tantos injustamente olvidados. Rebuscamos en el fondo de nuestros archivos para traer aquellos títulos que todo el mundo debería probar, junto a las historias que se cuentan entre susurros en la industria del ocio electrónico. Pasad, pasad... bajo vuestra propia responsabilidad.