RECOPILACIONES DE CLÁSICOS RECICLADOS HASTA LA NÁUSEA

Sonic Tails Princess Sally Pixel Art Green Hill Xtreme Retro Sega

Con los recopilatorios de clásicos, los fanáticos del retro nos encontramos ante un dilema constante, y nos lo preguntamos tanto y tan a menudo que ya casi es un tópico habitual en sendos análisis, foros, blogs y conversaciones alrededor de los coloristas resúmenes de la historia reciente del medio.

¿Nos toman el pelo?.

¿Hasta qué punto tenemos aguante?.

¿Cuánto va a durar todo esto?.

No en vano, numerosos casos son, al menos de partida, especialmente sangrantes; pues no sólo recopilan una serie de arcades a los que jugábamos pagando 25 pesetas por partida hace décadas, sino que varios ya los hemos catado en repetidas compilaciones oriundas de dichas compañías.

De hecho, muchas de estas selecciones se limitan a completar la ristra de títulos pendientes desde anteriores volúmenes ya publicados aunque, eso si, en distinto orden.

Faltaría más.

Sobra decir que en estos casos la lista de juegos disponible resulta prácticamente idéntica, y las diferencias se antojan sutiles, e incluso básicas.

Sea como fuere, retomando los enigmas iniciales, cabe cuestionarse: ¿esto es justo, o una exhumación indecente de las criptas del píxel?.

¿La culpa es nuestra por tragar con lo que nos echen, o de las empresas desarrolladoras, que no tienen vergüenza y, al parecer, tampoco dinero en efectivo?.

Cada cual deberá responder a esas preguntas en conciencia porque, al arriba firmante, le cuesta trabajo pese a su ya legendario cinismo; debido a la extraordinaria labor de ciertas productoras, tales como Digital Eclipse, cada vez que se ponen al frente de un nuevo recopilatorio.

Es decir, a los hechos me remito: sus conversiones de proverbiales coin-ops se antojan perfectas, suaves, demencialmente idénticas a los originales, e incluyen además la agradecida opción de 60 Hz.

Llegados a este punto merece la pena reconocer que las selecciones poseen cierta variedad, y no faltan aquellos programas, a todas luces, imprescindibles, que no por recurrentes son menos recomendables.

En los menús, igualmente, se nota con frecuencia la inversión de tiempo, gusto en el diseño y amor a raudales por los clásicos de antaño.

Si bien el auténtico apocalipsis de emociones suele llegar con los extras, variados y que van mucho más allá del simple escaneado de fundas e instrucciones: remezclas de bandas sonoras, ilustraciones ignotas y un largo etcétera, que no aconsejamos exclusivamente a los muy curtidos en materia.

Puede que la pregunta siga en el aire: los recopilatorios siempre serán discutidos por su naturaleza abiertamente pesetera.

Pero cuando la apertura de tumbas es discreta, los extras abundantes y se respeta al fan vetusto, no seré yo quien se oponga.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Xtremeretro

About Xtremeretro

X.R. se nutre de juegos sobradamente conocidos, pero también de algunos considerados malditos por las habituales asociaciones de bienpensantes, y otros tantos injustamente olvidados. Rebuscamos en el fondo de nuestros archivos para traer aquellos títulos que todo el mundo debería probar, junto a las historias que se cuentan entre susurros en la industria del ocio electrónico. Pasad, pasad... bajo vuestra propia responsabilidad.