REPORTAJE ESPECIAL ALONE IN THE DARK, PARTE 5

En el año 1.995 Infogrames trató en vano devolver la saga a sus orígenes con una nueva entrega, bautizada para la ocasión como Alone in the Dark 3.

La historia transcurre en Slaughter Gulch, un inhóspito pueblo fantasma en el que ha desaparecido un equipo de rodaje al completo, y los enemigos, lejos de aquellos misteriosos y ancestrales seres que hicieron acto de presencia en el título inicial, quedaban representados por unos llamativos zombies cowboys.

Por fortuna, los puzzles retomaban un merecido protagonismo prescindiendo de las evidentes dosis de acción que caracterizaron al segundo capítulo de la saga.

Sin embargo, no es menos cierto que la linealidad se hacía incluso más palpable, con una resulución en el desarrollo claramente inferior al primer Alone in the Dark.

Sirvan a modo de ejemplo los mortales pistoleros que bloquean una entrada, evidenciándose como un truco burdo y carente de ingenio.

La excesiva fragilidad del protagonista, así como las referencias al terror clásico y sofisticado que lucía el anterior título – como aquella amenazadora estancia poblada de fantasmas que comenzaban una macraba y sinuosa danza – quedaban relegados al recuerdo.

Tras un breve paréntesis y algunas adaptaciones mejoradas para Saturn y PlayStation del segundo programa, allá por el año 1.996, la compañía desarrolladora retomó la franquicia con otro episodio inédito, que vería la luz en el 2.001.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Xtremeretro

About Xtremeretro

X.R. se nutre de juegos sobradamente conocidos, pero también de algunos considerados malditos por las habituales asociaciones de bienpensantes, y otros tantos injustamente olvidados.
Rebuscamos en el fondo de nuestros archivos para traer aquellos títulos que todo el mundo debería probar, junto a las historias que se cuentan entre susurros en la industria del ocio electrónico.
Pasad, pasad… bajo vuestra propia responsabilidad.