SOBRE EL LANZAMIENTO DE DONKEY KONG 64

Recientemente os hablaba acerca del soberbio Donkey Kong 64, uno de los títulos que más expectación causaron en el año de su lanzamiento.
Como muchos aficionados bien recordarán, dicho juego pasa por ser una aventura tridimensional que recoge la herencia de algunos de los mejores plataformas del momento.
En definitiva, Rare hizo el mono, y podéis jurar que lo hizo a conciencia.
De todas formas, ya sea por complejos misterios de la programación informática o bien debido a intereses comerciales, lo cierto es que el cartucho se demoró con respecto a la supuesta fecha inicial, incrementando por tanto las expectativas que se habían generado en torno a esta consagrada entrega.
No obstante, coincidiendo con la proximidad de la campaña navideña, el codiciado título felizmente estuvo disponible para su adquisición.

Pero tras el correspondiente análisis, vale la pena dar a conocer algunos curiosos detalles acerca de esta genial creación de Rare.
Su intro cuenta con algunos elementos que entusiasmarán a muchos incondicionales de esta selva virtual, y en cambio aborrecerán a otros tantos: nada menos que un simpático rap gorilesco en el que se presenta al bueno de Donkey y el resto de sus compañeros de equipo de un modo rápido y original.
De esta forma Rare quiso desmarcarse de la competencia con un elemento que diese que hablar, para bien o para mal, y a fe que lo consiguió.

Por aquel entonces, la propia Nintendo quiso convertir a este suculento lanzamiento en un objeto de deseo, y por ello no dudó en editar un kit especial para Nintendo 64 que consistía en una consola verde fluorescente, un pad de control y un cartucho amarillento a imagen y semejanza de los anhelados plátanos que con tanto afán persigue el carismático protagonista.

Mientras tanto en Estados Unidos circulaban camiones con el llamativo reclamo publicitario “Ha vuelto la bestia” a lo largo de 15 ciudades.
Los afortunados ciudadanos que se cruzaban en su camino tenían la ocasión de probar el juego, ganar una camiseta y, para rizar el rizo, participar en un sorteo de una coin-op original del legendario Donkey Kong.
Respecto a la entrega de Nintendo 64, resulta literalmente enorme.

Utiliza el denominado Expansion Pak de 4 Mb, logrando así un apartado visual rebosante de explosiones coloristas y unas animaciones aún más fluidas si cabe, sin olvidar detalles y nitidez en el momento de cambiar de perspectiva.
Por descontado, las armas que utiliza esta familia de primates son de lo más variopintas, pues van desde los clásicos barriles hasta pistolas de cacahuetes, pasando por un lanzador de uvas, fusiles de plumas, …, que resultarán ciertamente útiles para superar todo tipo de situaciones adversas.

Donkey Kong 64 está además repleto de puzzles secretos y minijuegos de todo tipo y pelaje, como una pista de Scalextric o un recorrido inspirado en Indiana Jones y el Templo Maldito.
Mención especial para los arcades retro de los 80, como son el propio Donkey Kong y el clásico de 8 bits Jet Pac.

Y con este breve texto zanjamos el tema referido a este sensacional programa, aunque seguiremos hablando largo y tendido sobre la añeja franquicia en futuros reportajes.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Xtremeretro

About Xtremeretro

X.R. se nutre de juegos sobradamente conocidos, pero también de algunos considerados malditos por las habituales asociaciones de bienpensantes, y otros tantos injustamente olvidados. Rebuscamos en el fondo de nuestros archivos para traer aquellos títulos que todo el mundo debería probar, junto a las historias que se cuentan entre susurros en la industria del ocio electrónico. Pasad, pasad... bajo vuestra propia responsabilidad.