SONIC, UN JUEGO INIMITABLE QUE HAY QUE VIVIR. Y QUE ESCUCHAR.

A principios de los noventa nadie quedó indiferente ante las bondades de Sonic the Hedgehog.

Sonic supuso un punto de inflexión en la industria; un nuevo generador de discusiones que introdujo influencias sin caer en el plagio de tantos otros representantes del género.

El diseño artístico, sencillamente brillante, se logró fusionar de forma perceptible con el sonido, creando una simulación de sinestesia exquisita, orgánica, pero ante todo, perfectamente jugable.

La música es otra parte fundamental en la espina dorsal de Sonic the Hedgehog.

Una excelsa selección de melodías que logra involucrar todavía más al afortunado jugador, sin pretender ser un mero acompañamiento.

Temas como los de Green Hill o Marble Zone conforman una banda sonora de ensueño.

Los paisajes pixelados y la extraordinaria armonía entre la música y la ya de por sí fabulosa ambientación propiciaron una revolución lúdica que, todavía hoy, sigue maravillando a propios y extraños.

Imaginad ahora el resultado de combinar tan sinuosas composiciones con la dulzura intrínseca que emana de cualquier guitarra española.

Pues bien, dejad de imaginar, y deleitaros con el siguiente vídeo.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Xtremeretro

About Xtremeretro

X.R. se nutre de juegos sobradamente conocidos, pero también de algunos considerados malditos por las habituales asociaciones de bienpensantes, y otros tantos injustamente olvidados. Rebuscamos en el fondo de nuestros archivos para traer aquellos títulos que todo el mundo debería probar, junto a las historias que se cuentan entre susurros en la industria del ocio electrónico. Pasad, pasad... bajo vuestra propia responsabilidad.