STREET FIGHTER EX 3

¿Un juego de la familia Street Fighter cuyo título no ocupa más de tres o cuatro líneas y tampoco incluye palabras como “Turbo” o “Plus“?.

Aunque a priori suene algo increíble, esta dista de ser su única virtud, pues en ciertos aspectos superó incluso al notable Street Fighter EX PLUS Alpha original, tal como dicta la lógica.

Desde que Ryu, Ken y compañía arrasaron en los salones recreativos y consolas del mundo entero, Capcom puso todo su empeño en crear el juego de lucha definitivo bajo el apelativo de Street Fighter III.

En parte debido a las limitaciones técnicas y en parte por exprimir en demasía la gallina de los huevos de oro, la compañía nipona ha bombardeado a los usuarios durante las últimas décadas con numerosas continuaciones plagadas de nuevos personajes y discretas mejoras.

Incluso el excelentísimo Street Fighter III resultó entre algunos sectores una decepcionante – pero muy espectacular – vuelta de tuerca sobre el mismo planteamiento.

Pero gracias al experimentado grupo de programación Arika, máximos responsables de la saga tridimensional EX, el título que Capcom llevaba tantos lustros persiguiendo estuvo un poco más cerca.

Tal como sucedió con otros tantos lanzamientos de la compañía, durante los combates se enfrentan parejas de luchadores que podrán intercambiarse a placer en medio de la reyerta, además de realizar combos en equipo.

Con unos personajes poligonales cuidados con esmero, unos enfrentamientos frenéticos – si bien no resultan equiparables al resto de entregas bidimensionales -, y toda la jugabilidad clásica de la longeva serie, Street Fighter EX 3 contaba con bastantes alicientes para hacerle sombra al mismísimo Tekken Tag Tournament, o al consagrado Dead or Alive 2, durante los primeros compases de PlayStation 2.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Xtremeretro

About Xtremeretro

X.R. se nutre de juegos sobradamente conocidos, pero también de algunos considerados malditos por las habituales asociaciones de bienpensantes, y otros tantos injustamente olvidados.
Rebuscamos en el fondo de nuestros archivos para traer aquellos títulos que todo el mundo debería probar, junto a las historias que se cuentan entre susurros en la industria del ocio electrónico.
Pasad, pasad… bajo vuestra propia responsabilidad.