STRIKEPOINT: THE HEX MISSIONS

strikepoint-american-technos-motivetime-sony-playstation-windows-pc-action-shooter-pixel-art-xtreme-retro

Los juegos en los que se pilota un helicóptero capaz de realizar mil y una misiones es uno de los recursos más utilizados en el mundo de los videojuegos.

La consola de Sony, sin ir más lejos, tuvo dos pruebas recientes de ello con Soviet Strike y Black Down en el momento de estrenarse este compacto.

strikepoint-american-technos-motivetime-sony-playstation-windows-pc-action-shooter-xtreme-retro-3

Elite, que por aquel entonces estaba más centrada en la programación para PC, buscó un hueco en este género con Strikepoint, y para ello repitió el clásico esquema que consiste en destruir enemigos y recoger personas u objetos según unos objetivos establecidos.

La única novedad fue la inclusión de un modo para dos jugadores, a pantalla partida verticalmente, en el que se puede colaborar o competir con otro helicóptero.

strikepoint-american-technos-motivetime-sony-playstation-windows-pc-action-shooter-xtreme-retro-10

Pero la relativa falta de originalidad no es nada si se compara con el aspecto gráfico.

En este sentido los escenarios son discretos, los movimientos, en 3D, resultan muy bruscos, y a creación de entornos más lenta de lo habitual.

strikepoint-american-technos-motivetime-sony-playstation-windows-pc-action-shooter-xtreme-retro-11

Lo más destacado son los vídeos que sirven de fondo a las intros y la posibilidad de seguir las misiones desde cualquier ángulo.

En resumen, muy por debajo de su competencia.

strikepoint-american-technos-motivetime-sony-playstation-windows-pc-action-shooter-xtreme-retro-12

VUELO BAJO MÍNIMOS

Los arcades de helicópteros volvieron a PlayStation y PC con un título con más sombras que luces.

Los discretos gráficos y la limitada jugabilidad no soportan las comparaciones con otros representantes del género francamente superiores.

strikepoint-american-technos-motivetime-sony-playstation-windows-pc-action-shooter-xtreme-retro-14

EN SÍNTESIS

Los gráficos están muy por debajo de la calidad de otros juegos coetáneos pertenecientes al mismo género.

Mal nos pese, sólo puede salvarse la intro.

strikepoint-american-technos-motivetime-sony-playstation-windows-pc-action-shooter-xtreme-retro-5

Y lo único parecido a música es una sucesión de ruidos que desentonan durante las misiones.

Muy, pero que muy pobre en este apartado.

strikepoint-american-technos-motivetime-sony-playstation-windows-pc-action-shooter-xtreme-retro-4

Peor aún, el resto de sonidos FX se encuentran en la misma línea gris de los demás elementos del programa.

Nada que no hayas oído antes.

strikepoint-american-technos-motivetime-sony-playstation-windows-pc-action-shooter-xtreme-retro-9

Para rematar, el sistema de juego tradicional se ve perjudicado por el lamentable apartado gráfico.

Al menos, el modo para dos jugadores aporta cierta originalidad.

strikepoint-american-technos-motivetime-sony-playstation-windows-pc-action-shooter-xtreme-retro-16

En fin, a pesar de que Elite era una compañía especializada en programación para ordenador, sus anteriores juegos para consola, como Joe & Mac o Dr. Franken, nos hacía prever un título digno en el peor de los casos.

Pero lo lamentable de la calidad técnica unida a las pocas novedades, y al gran nivel de sus competidores, lo dejaron sin posibilidades.

strikepoint-american-technos-motivetime-sony-playstation-windows-pc-action-shooter-xtreme-retro-17

PROS Y CONTRAS

A destacar la intro y el logo de Elite, que no había sido modificado después de tanto tiempo.

Menos positivos somos con el resto del juego en general, y con el apartado gráfico en particular.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Xtremeretro

About Xtremeretro

X.R. se nutre de juegos sobradamente conocidos, pero también de algunos considerados malditos por las habituales asociaciones de bienpensantes, y otros tantos injustamente olvidados. Rebuscamos en el fondo de nuestros archivos para traer aquellos títulos que todo el mundo debería probar, junto a las historias que se cuentan entre susurros en la industria del ocio electrónico. Pasad, pasad... bajo vuestra propia responsabilidad.