SUPERMAN 64

Reconocido por crítica y público como uno de los peores juegos de todos los tiempos, poco bueno – por no decir nada – se puede decir de este Superman para Nintendo 64.

Corría el año 1.999, y la serie animada de Superman gozaba de un gran éxito en la pequeña pantalla.

Una licencia tan codiciada aseguraba unas cuantiosas ventas, pero lo que Titus no podía imaginar es que Warner y DC iban a imponer férreas limitaciones al uso de la licencia, lo que acabó lastrando el desarrollo del juego.

¿El resultado?.

Una amalgama de bugsclipping, fallos de la IA… -, un control que da sarna y un cutrerío técnico – como una distancia de dibujado de risa – que sacarán de ti al supervillano que llevas dentro.

Sirva como punto de partida el propio guión del juego: Lex Luthor ha encerrado a los amigos de SupermanLois, Jimmy Olsen, etcétera – en una Metropolis virtual.

Para encontrarlos, toca superar catorce tediosos niveles: siete en los que viajamos por los exteriores de Metropolis superando circuitos de anillos y realizando tareas – como salvar a civiles – dentro de un tiempo límite, y otros siete en interiores, con puzzles, combates y enemigos finales como Metallo o Brainiac, para rescatar a nuestros conocidos.

Todo es cutre hasta la carcajada, desde el uso limitado y la pobre ejecución de los superpoderes – visión calorífica, supersoplo… – al arcaico y mecánico combate.

Pa’ verlo

DE SUPER, NI UN PELO

Pocos juegos han generado tantos alaridos en este mundillo, al que tanta pasión le profesamos algunos.

Técnicamente paupérrimo, plagado de fallos, con mecánicas de juego ya desfasadas en 1.999 y una ridícula recreación del personaje y sus poderes.

Hasta las animaciones de combate y vuelo dan más pena que risa.

Aunque seas fan de Clark Kent, lo odiarás a muerte.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Xtremeretro

About Xtremeretro

X.R. se nutre de juegos sobradamente conocidos, pero también de algunos considerados malditos por las habituales asociaciones de bienpensantes, y otros tantos injustamente olvidados. Rebuscamos en el fondo de nuestros archivos para traer aquellos títulos que todo el mundo debería probar, junto a las historias que se cuentan entre susurros en la industria del ocio electrónico. Pasad, pasad... bajo vuestra propia responsabilidad.