TALES OF ETERNIA

Desde que tuvo lugar el celebrado lanzamiento de Tales of Phantasia, aquel legendario cartucho de 48 megas para Super Nintendo, esta franquicia se ha convertido en un claro referente dentro del género de los RPG‘s.

Tristemente, rara vez ha conseguido traspasar las fronteras de su país de origen.

Por fortuna, Ubisoft se encargó de enmendar en parte dicho error con la distribución de esta consagrada entrega, que llegó al viejo continente europeo incluso antes que a los mercados americanos.

Como muchos de los lectores habituales de Old School Generation ya habrán adivinado a estas alturas, nos encontramos hablando de un sensacional remake del prestigioso título que vio la luz en PlayStation, cuyo apartado técnico se mantiene prácticamente invariable.

Pese a ello, es preciso destacar que el campo de visión se ha rediseñado para adaptarse con holgura a las necesidades que plantea la reducida pantalla de PSP.

Y es que gracias a esta portátil los aficionados revivieron hace escasos años algunos de los clásicos RPG‘s de la añorada etapa de 32 bits, que felizmente pudieron disfrutar de una segunda – y merecida – juventud.

Las entrañables historias dibujadas a mano de Namco culminaron con el afamado Tales of Eternia, que bien podría considerarse como un claro homenaje a las tradicionales 2D con unas localizaciones de una belleza encomiable, engalanadas a su vez por exaltadas alusiones de las antiguas entregas.

El diseño de los cinco héroes aventureros corre en la presente ocasión a cargo del maestro Mutsumi Inomata, luciendo todos ellos un sobrado carisma, además de un adorable estilo super deformed.

Con todo, las mayores novedades residen en el agradecido toque vectorial del mapa mundial, y en las evidentes mejoras en el popular sistema Linear Motion Battle para los enfrentamientos horizontales, elevados en numero y saturados de planos de scroll, monstruos de todo tipo y pelaje, sorprendentes efectos para las concurridas magias y ese justo equilibrio entre la diversión y la estrategia.

En definitiva, un desarrollo excesivamente tradicional y un diseño de los héroes clásico que contrastan en gran medida con las batallas, donde la acción cobra mayor protagonismo al ejercer un control directo sobre el personaje.

Y estas mismas bondades que fascinaron a finales de la década se mantuvieron intactas seis años después.

De hecho, los escenarios conservan una calidad más que notable y el apartado sonoro no desmerece en absoluto, en parte debido al incombustible ingenio de Motoi Sakuraba, cuyo trabajo se traduce en una excelente banda sonora que acompaña con gran acierto a la acción sirviéndose de más de un centenar de melodías.

Todo ello potenciado por un guión absorvente, combates tan espectaculares como exigentes, minijuegos varios y unos protagonistas realmente carismáticos.

Sin olvidar sus más de sesenta horas de duración.

Pese a todas sus virtudes, es justo reconocer que esta versión no aprovecha en absoluto el potencial de PSP, aunque toda excusa es válida con tal de revivir el encanto de los RPG‘s más clásicos y volver a transitar aquella tranquila aldea de Rasheans; disfrutar nuevamente con el encuentro entre Farah, Reid y la misteriosa Meredy, o volver a oponerse a la terrible catástrofe que se cierne sobre Inferia y Celestia, los dos reinos paralelos de Eternia para más señas.

Hasta sesenta horas de sueños cumplidos rebosantes de sensacionales secuéncias de animación – a la altura del mejor anime, tal como viene siendo norma en la saga -, divertidos minijuegos y unos tiempos de carga que brillan por su ausencia.

Esto y mucho más es lo que os depara en Tales of Eternia, uno de aquellos selectos RPG‘s que perduran en la memoria con el paso del tiempo, para dejar un profundo recuerdo en plenas 2D.

Sea como fuere, tened presente que el idioma puede tornarse un importante impedimento, pues será menester jugarlo en perfecto inglés.

Por todo lo demás, el título que aquí nos ocupa se antoja como un motivo de sobrada alegría e incontables horas de sana diversión.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Xtremeretro

About Xtremeretro

X.R. se nutre de juegos sobradamente conocidos, pero también de algunos considerados malditos por las habituales asociaciones de bienpensantes, y otros tantos injustamente olvidados. Rebuscamos en el fondo de nuestros archivos para traer aquellos títulos que todo el mundo debería probar, junto a las historias que se cuentan entre susurros en la industria del ocio electrónico. Pasad, pasad... bajo vuestra propia responsabilidad.