THE CROW – CITY OF ANGELS

La célebre compañía Acclaim no dudó en recrear con acierto el largometraje de The Crow: City of Angels, para lo que se sirvieron de la mecánica clásica de los beatem up contando con un preciosista entorno barroco recreado en plenas 3D, que recuerda en gran medida a los escenarios de la película en los que se basa de forma más que evidente.
.

Y es que, para bien o para mal, este The Crow resulta ser un claro ejemplo de lo que sucede cuando la compañía desarrolladora centra sus prioridades en la creación de un acabado gráfico espectacular, pero descuida otros elementos tanto o más importantes, como el que afecta de forma directa a la jugabilidad.

La compañía se propuso llevar a cabo un beatem up en 3D, como ya hizo con más acierto SEGA con aquel fantástico DIE HARD ARCADE.
Pero los movimientos del protagonista aquí no convencen, pues se maneja de forma parecida al personaje del primer Alone in the Dark, si bien en aquel título el control resultaba mucho más acertado dadas las necesidades que planteaba el juego.

En una aventura está de sobra justificado un control de similar factura, pero en el título que aquí nos ocupa tan sólo sirve para dificultar en gran medida las continuas peleas a las que se enfrenta el protagonista, que serían más acertadas si se hubieran empleado para ellas unos controles más dinámicos e intuitivos, como en la mayoría de juegos de lucha existentes; basta con ver cualquiera de los títulos de la prolifera compañía de Capcom para darse buena cuenta de ello.

Por fortuna tenéis a vuestra entera disposición una gran cantidad de objetos de los que hacer uso a modo de arma provisional, desde armas blancas a otras más sofisticadas como bien pueden ser las ametralladoras.

Para otorgarle cierto toque cinematográfico al desarrollo de la aventura, los programadores incluyeron además diferentes ángulos de cámara – al más puro estilo de los primeros Resident Evil – si bien en este título algunas cámaras resultaron ser más acertadas que otras, que dificultan en gran medida localizar a los distintos enemigos dispersos por la pantalla en cuestión, lo que se deriva en que en más de una ocasión recibiréis golpes provenientes de enemigos que no están visibles, lo que repercute de forma negativa en el apartado jugable.

Pese a ello, este título bien sabrá satisfacer las necesidades de aquellos amantes del film, así como de los seguidores de los beatem up tradicionales, un género que ya no se prolifera demasiado en la actualidad.

En definitiva, lo que aquí os encontráis es puro espectáculo visual, sacrificando para ello parte de la jugabilidad.
Es a vosotros a quienes os toca decidir si este es un buen trato o no.

RESUMIENDO

Los gráficos prerenderizados recrean con acierto el espíritu de la película.
Puro virtuosismo gráfico para la época, que muestra unos decorados bien conseguidos y unos personajes que destacan en su conjunto sobre el resto de apartados.

El apartado sonoro, sin ser malo, no llega al mismo nivel que consiguió la compañía con el aspecto visual del título.
Os esperan melodías que recurren a la guitarra de forma constante, lo que puede encantar a algunos y aborrecer a otros; en cualquier caso, respeta la personalidad intrínseca del vengador que tiene la historia por protagonista.

El peor apartado se lo lleva sin duda el jugable, pues para tratarse de un beatem up resulta evidente que deberían haberse basado en un sistema de control más intuitivo y asequible.

En síntesis, la calidad gráfica del título es indiscutible, más si tenemos en cuenta que forma parte de la primera etapa de las consolas de 32 bits de aquel entonces, pero el manejo del personaje resulta cuestionable y puede tornarse caótico, lanzando golpes al aire y recibiendo impactos de enemigos que no aparecen en pantalla, en ocasiones puntuales eso si.
Es preciso matizar que una vez adaptados a la mecánica del juego, las partidas se tornan en algo mucho más agradables de lo que son en una primera toma de contacto con el título.

Lo mejor de todo sin duda son el diseño de los escenarios y la gran cantidad de detalles que atesoran los personajes, al que le restan varios enteros una mecánica basada en títulos como Alone in the Dark, tratándose como es de un beatem up de corte tracicional.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Xtremeretro

About Xtremeretro

X.R. se nutre de juegos sobradamente conocidos, pero también de algunos considerados malditos por las habituales asociaciones de bienpensantes, y otros tantos injustamente olvidados. Rebuscamos en el fondo de nuestros archivos para traer aquellos títulos que todo el mundo debería probar, junto a las historias que se cuentan entre susurros en la industria del ocio electrónico. Pasad, pasad... bajo vuestra propia responsabilidad.