THE LEGEND OF ZELDA

Sí, la libertad de Breath of the Wild está muy conseguida, pero quienes nos estrenamos con el primer Legend of Zelda de NES, sabemos cómo fue el primer mundo boquiabierto de Link

CUANDO TODO HYRULE ERA CAMPO

Ahora ya estáis preparados para saber qué ocurrió hace más de 30 años.

Es la historia de una leyenda viva de los videojuegos… ¿Nuestro redactor jefe?, nada de eso; nos referimos al primer título de la saga The Legend of Zelda.

Los primeros héroes de Hyrule fueron Shigeru Miyamoto y Takashi Tezuka, codirectores del juego, cuyo objetivo era crear un título que transmitiera la fascinación de explorar el mundo en busca de tesoros… Y tenía que estar listo en febrero de 1.986 para ser el título de lanzamiento de la Famicom Disk System, una unidad que se acoplaba a la NES japonesa para reproducir juegos en formato disquete.

Inicialmente, el juego iba a consistir en una sucesión de mazmorras llenas de acertijos, sin un mundo que las conectase.

Pensaban contar la historia de un héroe que viajaría en el tiempo para reunir ocho microchips; de ahí su nombre: Link, un “enlace” entre pasado y futuro.

Finalmente, se optó por una ambientación de fantasía medieval y el juego evolucionó hasta convertirse en una aventura con perspectiva cenital, en la que el protagonista podía explorar los escenarios desplazándose en cuatro direcciones.

Las capacidades del Disk System permitieron grandes avances para la época, como la posibilidad de guardar la partida o un sistema para introducir el nombre del jugador.

Siempre innovando…

LA ENTREGA MAESTRA

Esas características acabarían llegando también a la versión en formato cartucho para NES, aunque sin el subtítulo The Hyrule Fantasy con el que se lanzó en Japón.

Tal y como narraba la secuencia de introducción, nuestra misión consistía en reunir la Trifuerza de la Sabiduría, dividida en ocho pedazos escondidos en otras tantas mazmorras, derrotar al malvado Ganon y rescatar a la princesa Zelda.

La esencia maestra de la saga se forjó en esta primera entrega, porque prácticamente todos los elementos que han caracterizado a los juegos posteriores ya estaban en el original: la exploración de un enorme mundo de Hyrule, las laberínticas mazmorras llenas de puzles, bloques e interruptores, ítems como el arco, las bombas o las piezas de corazón; enemigos como los Octorok o las Tektites; jefes como Gohma o Dodongo

El sistema de combate era muy simple, pero la clave estaba en estudiar el entorno, la situación de los obstáculos y enemigos, y moverse con rapidez de reflejos por esos espacios.

The Legend of Zelda ofrecía libertad al jugador, un concepto opuesto a la linealidad de títulos como Super Mario Bros.

Esto, sumado a los constantes acertijos, provocó preocupaciones en Nintendo, que no sabía si los jugadores entenderían lo que tenían que hacer.

Por eso incluyeron un completo manual de instrucciones con pistas… y Nintendo América decidió abrir un servicio telefónico de ayuda al jugador, que tuvo un éxito abrumador.

¡El precursor del Club Nintendo!.

Cuando la duda te rondeel Club Nintendo responde“… ¡ejém!.

Lo conozco porque recibía la revista, yo que jamás necesité llamar… ni para encontrar la salida del Bosque Perdido.

Lo único que escuchaba en aquella época era la magistral banda sonora del compositor Koji Kondo, que llevó la batuta maestra del juego y a punto estuvo de utilizar el clásico Bolero de Maurice Ravel como tema de introducción…

Pero faltaba un mes para que expirasen sus derechos de autor, por lo que compuso el celebérrimo tema de Legend of Zelda ¡en una noche!.

Así hacían historia los veteranos del sector por aquel entonces.

EL HÉROE DE TODOS LOS TIEMPOS

Si superar el juego ya era una hazaña heroica, al terminarlo se desbloqueaba un modo más difícil y con una distribución diferente de mazmorras.

Me viene a la memoria un truco: si introducías “ZELDA” como nombre, accedías directamente a ese modo, pero como decía un viejo amigo mío, “It’s a secret to everybody!“.

Seguro que tras repasar esta leyenda y jugar a Breath of the Wild te han entrado ganas de redescubrir la Hyrule original, ¿eh?.

Pues no tienes excusas.

Puedes descargarlo desde la eShop de Wii U y Nintendo 3DS, jugarlo con su mando original en la Nintendo Classic Mini NES, etcétera.

PROS Y CONTRAS

Conviene destacar, una vez más, su rompedor concepto basado en la libertad de exploración.

Un juego largo, desafiante y lleno de secretos, y una aventura revolucionaria para su tiempo, de cuya Fuente de la Gran Hada acabarían bebiendo todas.

Aunque es justo reconocer que los diálogos son demasiado simplones, y dejan pistas bastante vagas.

EN CONCLUSIÓN

Con 8 bits bastaba para crear una de las aventuras más influyentes de la historia de los videojuegos, que incluye todos los elementos que Nintendo ha ido evolucionando en las entregas posteriores hasta hoy.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Xtremeretro

About Xtremeretro

X.R. se nutre de juegos sobradamente conocidos, pero también de algunos considerados malditos por las habituales asociaciones de bienpensantes, y otros tantos injustamente olvidados.
Rebuscamos en el fondo de nuestros archivos para traer aquellos títulos que todo el mundo debería probar, junto a las historias que se cuentan entre susurros en la industria del ocio electrónico.
Pasad, pasad… bajo vuestra propia responsabilidad.